Como decorar una casa real

by - miércoles, septiembre 11, 2019


Muy buenos días!, la verdad es que llevamos bastante tiempo sin pasarnos por aquí, pero ahora que estamos de vuelta de vacaciones ya va siendo hora de retomar un poquito la actividad del blog. No quiero decir que volvamos con publicaciones diarias pero si que intentaremos que sean más seguidas.




Hoy os venimos a hablar de un pequeño gran cambio que hicimos en casa mis suegros para que disfrutaran de una decoración bonita, y que su estancia del salón pasara de ser simple, a ser mucho más agradable. Lo cierto es que han sido cuatro cambios básicos pero sinceramente, se ha notado muchísimo y sino ya me diréis cuando veáis el cambio.

Decorar paredes siempre es un acierto ya que con cuatro cosas podemos conseguir un resultado asombroso y en ocasiones no hace falta gastarse un buen dineral para que se note, sino que con cuatro cositas lo podemos dejar todo bien bonito.

Lo primero que hemos optado ha sido por colocar una balda encima del sofá. Eso les ha permitido ganar espacio y poderlo utilizar como mini-jardín para colocar todas sus plantas. Antes era bastante difícil tenerlas en casa ya que la estancia es muy vivida y no había suficiente espacio para ellas, así que con esta pequeña solución, hemos ganado espacio y además, el verde de las plantas combina fenomenal con el sofá marrón, ¿No os parece?


Para las paredes del fondo no hemos querido sobrecargar el espacio, debido a que es la parte que más se ve al entrar, así que en una pequeña pared, hemos colocado dos cuadros de motivos florales con aspecto vintage que para mi gusto han quedado preciosos. Son simples ya que son dos bastidores sin marco pero el resultado ha sido espectacular. Colores sencillos, suaves pero que combinan a la perfección.

Junto a la televisión, y para no tapar visibilidad, hemos optado por colocar tres salvamanteles de fibras naturales de distintos tamaños. Al ser de color beige, no desentonan y se integran perfectamente a la decoración. Y como veis, tampoco es una decoración excesivamente cara, para nada!.  También hemos cambiado el pequeño aplique de la pared y hemos colocado uno de estilo industrial pero simple a su vez y sinceramente, están encantados con la nueva iluminación.



Al lado de la mesa, les hemos colocado un carrito de estilo industrial para que les pueda ser más fácil almacenar la fruta, el periódico y aquellas pequeñas cosas que deben de tener cerca, y al tener ruedecitas les es mucho más fácil poderlo mover allá donde lo necesiten.

Y por último, el gran cambio ha sido la mesa y las sillas!, Antes tenían una mesa enorme que ocupaba todo el espacio del salón, pero ahora, la hemos cambiado por una blanca con patas de madera y han ganado muchísimo más espacio. A parte de eso, al ser cuadrada y de 107 cm, tienen espacio de sobra para ellos dos. Para cuando comen tienen un mantel floreado super bonito y cuando han terminado, lo retiran de la mesa y queda así de bonita. Y junto con la mesa, les hemos añadido estas fantásticas sillas que al tener reposabrazos les vienen genial para poderse sentar y levantar pudiéndose apoyar en ellas.




Como veis, han sido cuatro cambios pequeños pero que han marcado un antes y un después en el salón. Siempre nos decís que os gusta ver casas reales, y aunque siendo sinceros todas lo son, entendemos que para muchos de vosotros, una casa real es aquella donde se vive el día a día con muebles de un estilo más normal.



Así pues, esperamos que os haya gustado y desde aquí dar las gracias a Leroy Merlin por ayudarnos en este proyecto.

También puede interesarte

0 comentarios